Un boxeador mexicano defiende a Hitler y llama “plaga” a los gays.

Sus controvertidas declaraciones le han dejado fuera de los Juegos Olímpicos de Tokio.

El boxeador mexicano Darío Larralde ha levantado una gran controversia en las redes sociales tras llamar “plaga” a la comunidad gay y defender la homofobia de Hitler. Tras sus polémicas declaraciones el deportista de élite recibió cientos de comentarios reprochando su actitud y sus palabras, por lo que finalmente tuvo que realizar una disculpa pública.

“Soy un puto magneto para los putos gays. Me cagan los putos gays, les tengo una pinche fobia…a todas partes a las que voy siempre hay un pinche gay. Todo lo que hace su comunidad, todo lo que hacen ustedes, todo lo que representan me caga, nunca lo voy a aceptar”, sentenciaba Larralde en su cuenta oficial de Twitter.

El deportista aseguró además tener fobia a “los putos gays” y llegó incluso a solidarizarse con Hitler: “Yo sé que Hitler era muy mala persona, pero en eso si le apoyo, los putos gays son una plaga, son algo que me trauma, nunca lo voy a entender”.

Tras estas palabras la red reaccionó tachando de deplorable la actitud del boxeador y criticándole hasta tal punto que el Comité Olímpico de México se vio obligado a intervenir. “El Comité Olímpico Mexicano reprueba las declaraciones homofóbicas hacia la comunidad LGBT realizadas por Dario Larralde, quien no pertenece a la selección nacional de boxeo”, aseveró la organización en un tuit del que se destila que Larralde no participará en los Juegos Olímpicos de Tokio.

Tras ver el revuelo que han causado sus comentarios, el boxeador ha decidido publicar en la misma red social una disculpa en vídeo en el que pedía perdón por sus comentarios y aseguraba “no tener nada en contra de las lesbianas, transexuales y los gays” achacando el “humor negro” a sus palabras.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.