Policía de Francia se une a las protestas y exigen mejores condiciones laborales.

Horas extras no pagadas durante varios años, aumento de salario y entrega de equipos de trabajos, fueron las razones por las que los policías franceses alzaron su voz.

Agentes de seguridad franceses se concentraron en el Clemenceau, frente a la estación de policía del distrito ocho de París, en los Campos Elíseos, con el propósito de reclamar mejores condiciones laborales.

Cabe destacar que muchos de estos policías participaron en la represión contra el pueblo que protesta en las calles:

El gremio señaló que están protestando contra las horas extras no pagadas durante varios años, por un aumento de salario y para que se les entreguen mejores equipos de trabajos, así como apoyo psicológico y social.

En los últimos años, la policía francesa ha tenido que hacer frente a varios ataques terroristas y movilizaciones que han terminado en violentos enfrentamientos, razones por la cual el gremio reclama un mejor entorno al Gobierno francés.

La jornada de protesta de los policías franceses se da enmarcada en las marchas de los chalecos amarillos, que se han llevado en las últimas semanas en Francia contra las medidas económicas que impulsa el presidente Emmanuel Macron.

Tras sentir la presión del gremio de seguridad, la administración de Macron tuvo que acordar dar un aumento en el salario para los policías, así como una prima anual.

«El Gobierno francés se ofreció a otorgar un bono de 300 euros (342 dólares) a los agentes de policía desplegados para controlar las protestas del chalecos amarillos que comenzaron el pasado mes de noviembre», dijo el ministro del Interior de Francia, Christophe Castaner.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.