Su mejor amiga lo acusó falsamente de violación, él se suicidó.

Gran polémica ha causado el caso del adolescente Agustín Muñoz (18), quien el pasado 22 de diciembre se suicidó en Bariloche, Argentina, tras las falsas acusaciones de abuso sexual en las redes sociales por parte de su mejor amiga, Annie.

Según consignó Clarín, ambos adolescentes eran muy buenos amigos, pero tras una fuerte discusión la joven tomó la trágica decisión de castigar a Agustín. Annie, a través de sus cuentas de Twitter, Instagram y Facebook, compartió la falsa denuncia y rápidamente fue viralizada por los usuarios, sin siquiera confirmar si los hechos eran verídicos.

El joven, quien el pasado 12 de diciembre se encontraba marchando contra los abusos sexuales, quedó petrificado al escuchar que su nombre era coreado entre los manifestantes. Tras este suceso, Agustín solo atinó a volver a su hogar corriendo a encerrarse en su habitación y los días previos a su suicidio dejó de tener contacto con las personas sumergiéndose en un estado de depresión.

Su madre, Silvana Castañeda, al ver que la situación se estaba saliendo de control, llamó por teléfono a la joven pidiéndole que arreglara lo que había ocasionado, tras reconocer que todo lo que había escrito era falso.

«Ojo! Amigas amigos y mujeres en general! Hoy una chica escrachó a mi hijo en Instagram por enojo y ahora no sabe cómo parar la bola… jugar con esto es terrible… es una burla hacia todas las víctimas de violación abuso y vejaciones… y a vos.. Annie, que tanto te cuidamos en casa, no entiendo cómo le pagaste a mi hijo su amistad!! Pedir perdón no alcanza», escribió desesperada la madre de Agustín en Facebook.

“Mi hijo como tantos otros chicos era un ser muy sensible y a raíz de esto se desequilibró emocionalmente hasta llegar al punto de tomar esta decisión que nos sorprendió a todos», sentenció.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.